Los cambios de la Ley Wert

Publicado el 14 Octubre 2013 por

La LOMCE se aprobó con el único apoyo del PP.

La LOMCE se aprobó con el único apoyo del PP.

La LOMCE (Ley Orgánica de Mejora de la Calidad Educativa) fue aprobada ayer en el Congreso de los Diputados con los votos del partido del Gobierno y sin el apoyo de un solo diputado de la oposición. La situación invita a pensar que es una ley educativa que durará lo que dure la mayoría absoluta del Partido Popular, en tanto que los partidos de la oposición ya anunciaron su intención de derogarla cuando cambie la composición del parlamento. Explicamos los principales cambios en las escuelas:

1. Condiciones de repetición

Ningún alumno puede pasar de curso si ha suspendido dos materias si entre éstos se encuentran Lengua o Matemáticas. Actualmente, España tiene un 35% de alumnos menores de 15 años que han repetido curso.

2. Fin de la selectividad

La LOMCE termina con la selectividad. En su lugar, se implantan evaluaciones al final de secundaria y bachillerato que los alumnos deberán superar para graduarse. La nota media de ESO resultará de la suma ponderada entre la nota media de las materias de secundaria (70%) y el examen final (30%). En contenido de estas evaluaciones lo dictará el Gobierno -la selectividad era competencia de las autonomías-.

3. Primacía del castellano sobre las lenguas cooficiales

En las autonomías con lenguas cooficiales se implementarán más horas lectivas en castellano. En en caso catalán ha ocasionado protestas tanto entre los docentes y padres como en la Generalitat. Tras 30 años con un modelo de inmersión lingüística que ha resultado en un correcto aprendizaje tanto del castellano como del catalán, muchos maestros han anunciado declararse insumisos ante esta ley.

4. Dos tipos de 4º de ESO

El último curso de la ESO tendrá dos modalidades: preparación para bachillerato o preparación para Formación profesional.

5. Desaparece Educación para la Ciudadanía y la religión es evaluable

Los alumnos no podrán cursar Educación para la Ciudadanía. También pierden peso materias como la filosofía, las artes plásticas, la música o asignaturas como educación medioambiental. El objetivo es focalizar esfuerzos en materias instrumentales que pueden evaluarse en estudios internacionales.

A cambio, los alumnos podrán elegir cursar religión, una materia de valores o ambas, cuyas evaluaciones contarán para la media en la ESO.

Esto también te interesará: