¡Haz la famosa galleta de Shrek!

Publicado el 14 Diciembre 2011 por

¿Te gustaría hacer la famosa galleta de Shrek? Esta galleta que has visto en la película del ogro es famosa por ser la más navideña. Se conocen como los hombrecitos de jengibre y qué ocasión más especial para hacerla que estos días libres. Anímate, que es muy fácil de hacer. En pequejuegos te enseñamos la receta.

Será muy divertido crear a estos hombrecitos de jengibre. Pero para hacerlos necesitarás ayuda de un adulto. No te preocupes, que el punto creativo se lo pondrás tú y serán unas galletas únicas. Junto a tu mamá o papá busca los ingredientes que necesitarás. Para la masa: 425 g de harina normal, 1 cucharadita de levadura Royal, 175 g de mantequilla a temperatura ambiente, 100 g de azúcar moreno, 1 cucharada de jengibre en polvo, 1 cucharada de canela, 1/2 cucharadita de clavos molidos, 1/2 cucharadita de nuez moscada, 1/4 de cucharadita de pimienta negra molida, 1/2 cucharadita de sal, 1 huevo, 100 g de miel de abejas. Para el glaseado solo necesitas: 1 clara de huevo, 250 g de azúcar glass y 1/2 cucharada de zumo de limón.

Manos a la obra. En un bol pon la harina con la levadura, junto con las especias y la sal. Mezclamos bien. Por otro lado, en otro bol, mezcla la mantequilla con el azúcar hasta obtener una mezcla esponjosa. Añade a esta última mezcla, el huevo y la miel. Añade la harina poco a poco y mezcla, al principio con una cuchara y cuando la harina no se pegue al bol, hazlo con las manos. La masa debe quedar como una plastilina. La envuelves en papel film de cocina y la metes en la nevera para que se enfríe un poco y puedas estirarla. Para estirarla pon porciones de masa sobre papel de horno, y estiras. Lo ideal es que tengas rodillos pequeños para que te sea más fácil. Corta la masa con cortapastas con forma de hombrecitos y coloca sobre bandejas de horno con papel de horno o silicona. Hornea los hombrecitos de jengibre a 175 ºC durante unos 11 minutos. Déjalos enfriar sobre las mismas bandejas hasta que las galletas hayan endurecido.

Glasea los hombrecitos de jengibre. Para terminar la receta solo hay que mezclar la clara, el azúcar y el limón, hasta lograr una masa consistente y que forme picos. La metes en unas mangas pasteleras con unas boquillas finas y glasea y dale tu toque decorándolo a tu gusto. Y si quieres puedes añadir algún colorante: divide el glaseado en tantos colores quieras y a cada división añade una gota del colorante deseado. Aunque no lo creas es fácil de hacer, con ayuda todo es más sencillo y divertido. Te lo pasarás genial y te sorprenderás de los resultados, seguro que te queda igual que la galleta de Sherk.

Esto también te interesará: