Curiosidades: El lobo gigante

Publicado el 6 Mayo 2012 por

El lobo gigante, también llamado lobo terrible, fue una especie de cánido (la familia de los perros) que ya se ha extinguido pero que se cree que vivió en la América del Norte de la época del Pleistoceno. Según las investigaciones que se han hecho, eran animales más grandes que los lobos actuales e, igual que los que tenemos hoy, cazaban en manada.

Por lo que se ha podido deducir de los restos que se conservan, los lobos gigantes debían pesar unos 80 quilos de peso y eran más corpulentos y fuertes que los lobos siberianos o los lobos grises. Sus mandíbulas eran más poderosas que las de los lobos actuales y las patas eran más cortas, lo que unido a su mayor peso debía convertirlos en corredores poco veloces.

La teoría de los científicos es que estos mamíferos llegaron a Asia por el estrecho de Bering y dieron lugar a los lobos que hoy campan por Siberia y Europa, de los que, por cierto, proceden los perros. Lo más interesante es que una de sus evoluciones, los lobos grises, volvieron sobre sus pasos al cabo de miles de años y retornaron a América del Norte, llegando incluso a convivir con los lobos gigantes que se habían quedado en ese continente.

La especie, por lo que se sabe, empezó a extinguirse hace unos 16.000 años, tal vez a causa de los cambios climáticos que se produjeron con la glaciación y que comportaron la progresiva desaparición de los animales de los que se alimentaba, como es el caso del mastodonte, del que ya te hablamos.

Esto también te interesará: