Consejos para la estimulación motora del bebé

Publicado el 27 Abril 2012 por

Los movimientos de los bebés suelen preocupar a los padres, que muchas veces se preguntan si el ritmo de los niños es el adecuado. Hoy te damos algunas indicaciones para la gimnasia de los bebés.

Para empezar, debemos centrarnos en el llamado “Desarrollo motor grueso”, que son los cambios de posición y el equilibrio. Las principales acciones del bebé en este sentido son el sostenimiento de la cabeza, la capacidad de sentarse sin respaldos ni apoyos, el equilibrio sobre cuatro patas para gatear y, finalmente, alzarse y caminar.

¿Cómo podemos ayudar al bebé a sostener la cabeza?

Entre los tres y los cuatro meses, estando el bebé recostado boca arriba, puedes jugar con colores y objetos que le gusten y moverlos para obligarlo a mover su cabeza, incluso alzándola y manteniéndola durante breves momentos.

¿Como podemos ayudarle a girarse?

Más allá de los seis meses el niño será suficientemente fuerte como para girarse sobre sí mismo. Para que desarrolle una mejor motricidar podemos ponerle pequeñas dificultades, como colocarlo de espaldas en una superfície firme y llamando su atención para que se gire. Para completar el giro, ayúdalo marcándole los gestos que debe hacer con brazos y piernas para dar la típica vuelta de croqueta. Realízalo hacia ambos lados y, progresivamente, vé reduciendo las ayudas hasta que lo haga solo con agilidad.

¿Cómo ayudarlo a que se siente?

Podremos ponerlo sentado y le ofreceremos un mínimo respaldo en la parte baja de la espalda, casi en el culo. Para ponerle pequeñas dificultades podremos darle mínimos empujones para desequilibrarlo y forzarlo a que él mismo recupere su posición sentada.

Esto también te interesará: