Cómo superar el miedo al dentista

Publicado el 7 Octubre 2011 por

Seguramente muchos padres se preocupan al ver cómo sus niños le temen a esa primera cita con el dentista. A continuación, les dejamos unos pequeños consejos para ayudar a los más peques a superar la llamada dentofobia.

Para tener una buena salud dental es primordial que los padres insistan a sus hijos las veces que hay que cepillarse los dientes, no comer muchas chuches y llevarlos, por lo menos, una vez al año al dentista. Es la mejor forma de prevenir e inculcarles una perspectiva positiva sobre la salud bucal.

También es bueno ser previsores y estar al tanto de los dientes de sus hijos y no esperar a que las caries avancen hasta el dolor, porque esa visita siempre estará asociada al padecimiento de molestias y dolores. También hay que explicarles la importancia de la dentadura y transmitirles una perspectiva positiva de la figura del dentista, para que aquellas primeras experiencias no se conviertan en un trauma para ellos.

Por todo ello, aunque el niño no tenga ningún problema, es bueno llevarlos para que conozca el consultorio dental. El dentista le enseñará como cepillarse los dientes, le explicará las principales características de su boca, cómo funciona, para qué sirve y cuántos dientes tiene. Así se podrá establecer una buena relación entre ellos y el niño no verá la figura del dentista como alguien que le va a hacer sentir mal.

En caso que sea tarde y que el niño se ponga muy nervioso porque le duele la muela, existen técnicas de relajación como la musicoterapia, que actúa antes de someter al niño a algún tratamiento que le pueda resultar doloroso. Y recuerda que siempre es mejor hacer esa visita cuando tiene los dientes sanos, para que sus primeras experiencias con el dentista no se conviertan en un mal recuerdo.

Esto también te interesará: