Cocina con tus hijos, ¡todo son beneficios!

Publicado el 14 Enero 2012 por

Invitar de vez en cuando a los peques de la casa a la cocina puede resultar divertido. Y no solo eso, porque es algo que les ayudará adquirir responsabilidades y hábitos sanos de alimentación. Por eso te contamos cómo lo puedes hacer para que cocinar sea un momento de aprender y jugar.

Puedes convertir en una fiesta la hora de la comida si invitas a tus hijos a la cocina a preparar los alimentos. Haz la prueba y verás el entusiasmo que les da al ver que los tomas en cuenta para elegir de la receta, conseguir los materiales y elaborar el plato que van a comer. A su vez, será muy beneficioso ya que de esta manera adquieren hábitos sanos sobre la alimentación al aprender a cocinar comidas caseras.

Y la mejor forma de hacerlo es proponerles recetas fáciles de hacer, en la que el mayor porcentaje de elaboración sea de ellos, siempre bajo tu supervisión y que no requieran la utilización del fuego.

Si tus hijos son de mal comer, esta es una buena opción para que pierdan ese rechazo a ciertos alimentos. Las verduras y el pescado es lo que menos les suele gustar. Aprovecha esta oportunidad para que ellos ayuden en su preparación, ya que les animará a comerse aquello que han hecho ellos mismos. Y si los estimulas con tus elogios, ganarán confianza en sí mismos y aumentará su autoestima porque se sentirán felices de hacer algo que normalmente es tarea de mayores.

Otra manera de involucrarlos en la cocina, aunque no sea de forma directa, es pedirles que te ayuden en la decoración de los mismos. Algo que les estimulará y que, además, les servirá para asumir algún tipo de responsabilidad en las tareas del hogar. Comienza hoy mismo y verás los efectos que conseguirás a largo plazo serán todos positivos.

Esto también te interesará: